“ATRÉVETE Y… DESNÚDATE”

0

UNO DE LOS FACTORES QUE LLEGA A ENTORPECER LA VIDA SEXUAL INDIVIDUAL Y DE PAREJA ES LA DESNUDEZ; POR DESGRACIA, ES UN TEMA ATIBORRADO DE JUICIOS, PREJUICIOS, MITOS, TABÚES E IDEAS NEGATIVAS YA QUE, GENERALMENTE, EL CUERPO HUMANO DESNUDO ES VISTO DE MANERA SEXUALIZADA, SUCIA Y HASTA COMO FALTA DE RESPETO.

Por: Verónica Palomo

En las principales vías externas por donde llegan los estímulos sexuales efectivos están la vista y el tacto y ambas, requieren que haya contacto con el cuerpo básicamente en desnudez; pero el poner énfasis en los defectos corporales y en el pudor, vergüenza, juicio y hasta enojo hacia nuestro cuerpo hace que se bloqueen dichas vías tan importantes. De aquí que sea común que cuando se tienen relaciones sexuales se pida apagar la luz, tapar espejos, pedir que sea bajo las cobijas, tenerlas exclusivamente en la recámara, poner cortinas oscuras, hacerlo con ciertas prendas de vestir, etc.

Cuando hablamos de la vida cotidiana, se suelen utilizar solo ciertas prendas de ropa interior muy tapadas o de cierto material_ estilos de vestir que disimulen tus formas o que sean de tipo conservador
Cuando hablamos de la vida cotidiana, se suelen utilizar solo ciertas prendas de ropa interior muy tapadas o de cierto material, estilos de vestir que disimulen tus formas o que sean de tipo conservador

Es decir, por la educación tradicional, se ha sexualizado el cuerpo hasta la idea de que cualquier prenda o estilo de vestir puede ser usado para provocar reacciones en las demás personas intencionalmente y que el hecho de ser tú, tal cual eres, “debe ser ocultado” para no despertar nada “negativo” ni ser provocativo/a.

De igual modo, la ideología lleva a no verte, no tocarte, no sentirte porque “está mal”, es inadecuado disfrutar de ti, más bien, requieres protegerte, principalmente siendo mujer. Lo que sí se promueve actualmente es a que dejes que te disfrute “la(s) otra(s) persona(s) pero, ¿cómo permitir que alguien más te disfrute o disfrute contigo si tú mismo(a) te rechazas y enjuicias?

En un momento de intimidad, realmente no se busca ver cuerpos perfectos, se busca identificar el cuerpo de la persona con quien decidiste estar y compartir esta ocasión. Se busca deleitarse con su coquetería, sus poses, el desenvolvimiento y confianza que siente y expresa en ese punto en tu compañía.

En ese encuentro se busca compartir, empatizar y contactar con tu persona y con la persona que es tu pareja en todas las dimensiones, comenzando con el cuerpo.
En ese encuentro se busca compartir, empatizar y contactar con tu persona y con la persona que es tu pareja en todas las dimensiones, comenzando con el cuerpo.

Si fuera solamente en la dimensión física, aun así se requiere tener permiso tuyo y suyo para establecer la conexión que les llevará a rendirse ante el placer y disfrutar cada instante, cada acercamiento y expresión de su deseo.

Por ello, te invito a darte momentos de intimidad en donde te desnudes y conozcas tu cuerpo, obsérvate centrándote en saber cómo eres, a reconocer cada parte de ti eliminando cualquier juicio o defecto, simplemente date cuenta que así como eres, eres sexy, atractiva/o y sensual; aprópiate de tu ser, rehabita tu cuerpo con amor, apreciándolo y disfrutándolo tal cual es. La desnudez es el estado en el que llegamos a este mundo, date la oportunidad de volverte a reconocer de ese modo.

Comienza por aceptarte y darte permiso de mostrarte, sentirte y expresarte con orgullo y amor.
Comienza por aceptarte y darte permiso de mostrarte, sentirte y expresarte con orgullo y amor.

Deja ya de juzgarlo y de buscarle defectos, reconoce que cada elemento que le compone es esencial para que seas tú, cualquier marca o huella es muestra de que has vivido. Son aprendizajes positivos o negativos que si no estuvieran, te haría diferente pero eso, no garantizará la aceptación ajena.

Verónica Palomo Martínez.

Medicina General (UAG).

Sexología Educativa, Clínica o Sexoterapia / Sensibilización y Manejo de Grupos. (Imesex).

E-mail: veronica.palomo.martinez@hotmail.com

DEJA UNA RESPUESTA

Déjanos un comentario!
Por favor ingresa tu nombre aquí