TODO CAMBIA PARA PERMANECER IGUAL

“Créeme tío: si queremos que todo quede como está, es preciso que todo cambie.” – Gato Pardo.

0

PRAVIA 08

Por: Lee Iwan.

Tuve un sueño inspirado en hechos que pudieren ser verdaderos, pero a su vez, pudieran ser todos productos de un sueño de opio, por lo que pido no poner demasiada seriedad en lo que a continuación se relata. Todo comienza con un cambio de colores por el rechazo generalizado del vox populi, producto de una pésima campaña política -un hara kiri- contra una campaña perfectamente bien planeada y ejecutada digna de admiración y caso de estudio de políticos de talla internacional.

Al momento en que los colores cambiaron, aparecen artículos en revistas de renombre económico vaticinando el potencial del Reino, equiparándolo a un digno rival del Dragón Rojo, y los medios dejan de explotar la violencia de los narcotraficantes contra el Reino, de repente aparecen algunas notas esporádicas en las que existen enfrentamientos o ejecuciones, como si el problema contra el “narco” dejara de ser prioridad en la agenda nacional y mágicamente existiera la sensación de bienestar.

Dentro del sueño recibí una invitación al Coliseo por parte del Partido Milagroso, mi asiento no era tan bueno, pero a caballo regalado no se le ven los dientes; el espectáculo era de una Maestra Luchadora que se encontraba en él contra una Loba Gigante, parecida a la que alimentó a Rómulo y a Remo. La única diferencia es que ésta le había dado teta a la Maestra en sus años mozos, prácticamente era su hija, por lo cual era irónico ver como el animal que la hizo quien era, ahora la despedazaba por desobediente. Al final de la pelea, la Loba lloró y exigió como tributo a un nuevo hijo a quien pudiera darle teta y éste a cambio obedecer sus órdenes ciegamente.

Al salir del coliseo mediático escuché a un espectador gritar de indignación que le hubiera gustado ver que fueran sacrificados los parientes de la Loba que seguían impunes y que habían hecho males semejantes, saqueando las arcas públicas y dejando costales de deuda para que sus habitantes los cargaran por los siglos de los siglos…amén. Me daban ganas de consolarlo, pero luego recordé que era imposible, pues ¿cómo iba la Loba a sacrificar a sus propios cachorros? ¿Cómo puedes reprocharle a un animal la conducta que la misma naturaleza le ordena? Sacrificar a un lobo por ser lobo no tiene sentido ya que actúa por instinto, además, estaban emparentados con el Emperador y los trapos sucios deben de lavarse en casa.

Los problemas de los colores pasados eran los mismos pero menos cacareados, las Gallinas de los Huevos de Oro en temor de la Loba, hicieron pacto de obediencia y harían lo que se le ordenara, a cambio, no serían ejecutados en la Plaza Pública, un trato razonable si me preguntan a mí.

Milagrosamente el hambre se había acabado, derrotando a los estómagos vacíos aunque fuera por una sola comida. Luciendo muy galante y redentora la Loba arrojaba desde un vehículo de carnaval con sus lobeznos bolillos gritando: “nunca olvides quién es la mano que te da de comer”, la lucha contra el hambre fue un éxito para todos menos los hambrientos.

Caminando por las calles, tuve la extraña sensación de que nada cambiaba, arriba seguiría siendo un lugar para los de arriba y abajo para los que siempre han estado abajo, la Loba nunca se fue, solamente se hizo a un lado y durmió 12 años esperando su retorno, afilando los colmillos y preparando amenazas. Todo parecía tal y como lo dijo el Gato Pardo, todo cambiaba para permanecer igual…

DEJA UNA RESPUESTA

Déjanos un comentario!
Por favor ingresa tu nombre aquí