GABO MELO

0

PRAVIA 09

Por: Redacción Pravia.

La fuerza del arte urbano radica en que no tiene fronteras, y la necesidad de expresarse no tiene idioma. Esta vez platicamos con Gabo Melo, un artista  de 28 años de Salvador da Bahia, en Brasil, quién además se encargó de la portada de esta edición.

¿Cómo empezaste a dibujar?

Creo que a los cuatro o cinco años. Empecé como cualquier niño curioso, dibujando en la parte de atrás de los exámenes y libros de la escuela. A mis padres y profesores no les gustaba mucho ver todas mis hojas llenas de dinosaurios y superhéroes.

¿Actualmente tu arte es exclusivamente digital o sigues usando papel?

¡El papel siempre está presente! Muchas veces mi trabajo digital empieza en papel y otras veces el trabajo es mixto.

¿Qué técnicas utilizas?

Lápices de color, acrílico, acuarela y aerosol para grafitti.

¿En qué momento te diste cuenta de que querías dedicarte a esto?

Antes de entrara a la Universidade de Design lo suponía y saliendo lo confirmé. Sin embargo no soy tan dedicado como debería.

¿Se puede vivir siendo artista?

Es muy difícil, pro con determinación, organización y un poco de suerte se consigue. Hay que encontrar un equilibrio pero no es mi caso. Para muchos, el trabajo en empresas o algún lugar así es para comer, pagar la renta, etc… y el arte es para alimentar el alma. Yo tengo otro trabajo, como Director de arte. Es el que mata mi hambre y la de mis perros. Hay muchas variantes pero es un tema muy complejo y necesitamos muchas muchas páginas.

¿Cuáles piezas te han costado más?

Las caricaturas, que son sobre pedido. Muchas veces al cliente no le gusta si exagero alguna parte de sus cuerpos o rostros y me piden cambios. No sabemos reírnos de nosotros mismos.

¿Quiénes son tus mayores influencias?

¡Muchos! Moebius, Milo Manara, Frank Frazetta, Gerald Scarfe, Bill Sienkiewicz son los primeros que llegan a mi mente.

¿Tienes algún ritual para trabajar?

Siempre escucho música cuando trabajo, como rock y cosas así. No tengo rituales pero siempre hago muchos sketches previos.

¿Qué es lo más difícil de ser artista?

Para mi es aprender a negociar. Los elogios no ponen comida sobre la mesa.

¿Qué es lo más divertido?

Pues es bueno trabajar en algo que te encanta y hacer cosas diferentes. ¿Lo mejor? Que te paguen por eso.

Pero que te paguen no siempre es fácil…

Te lo voy a explicar con una historia. Una vez estaba platicando con una prostituta y le pregunté cuánto cobraba por su trabajo. Me dijo que 150 reales. Momentos después me preguntó en qué trabajaba yo.

-Por el momento sólo estudio y quiero trabajar dibujando

-¿En serio? ¿Puedes dibujarme?

-Si, pero yo cobro.

-¿Cuánto?

-$150 reales

-¡Qué caro! Mejor ya no…

Fue cuando me di cuenta que la vida de artista no sería fácil.

¿Qué te inspira?

Música, personas, cosas, historias. Todo lo que veo, escucho y me sucede me inspira de alguna manera.

¿Tienes algún tema recurrente en tus obras?

Casi siempre dibujo mujeres aunque los temas con ellas son variados. Entonces si, creo que mi tema recurrente son las mujeres.

¿Qué buscas expresar con tu arte?

Depende de la obra. A veces es algo chistoso o crítico; erótico o sobrenatural. Otras veces es simplemente bonito.

¿Cómo te ves en 5 años?

Viajando y dibujando, con el dinero de lotería que voy a ganar (risas).

Con el mundial, los medios de comunicación en México se han enfocado mucho en la molestia social de Brasil, ¿qué opinas?

El tema es delicado. Necesitamos decidir qué tipo de país somos. O continuamos con la política excluyente de siempre, o nos volvemos más humanos. Hay muchas personas cansadas de ser excluidas, y si hablan, irritan a los pocos que se benefician de la miseria y a los muchos que quieren ser como esos pocos, aunque también sean explotados. Brasil es un país riquísimo, pero es una pena desperdiciar tanto potencial para beneficio de tan pocos.

DEJA UNA RESPUESTA

Déjanos un comentario!
Por favor ingresa tu nombre aquí