GUACAMAYAS PA’ CRUDEAR CHINGÓN

0

“Junto con la cebadina, de la cual ya les contamos un poco, las guacamayas forman parte de las múltiples tradiciones culinarias de León, Guanajuato”.

Por: Valeria García.

Para quienes vivimos en esta ciudad decir: “vamos por unas guacamayas” o “ayer me comí una guacamaya” no es nada extraño; sabemos que no vamos a matar a ningún ave para asarla, por el simple hecho de estar familiarizados con este término, pero para las personas que visitan León por primera vez, escuchar expresiones como esas puede llegar a provocarles desconcierto y extrañez.

“Ya cállate, pareces guacamaya”, le gritaron un día a Juan, que era el mejor del grupo comiendo chicharrón de puerco con salsa de chile de árbol, que acompañaba claro, con algunos (tal vez bastantes) tequilas. Cuando esto sucedía comenzaba a hablar sobre un sinfín de cosas, tanto que sus amigos lo comparaban con esta ave.

guacauno

A partir de entonces, para referirse a este bolillo relleno, pedían una Guacamaya a “don Deme”, que solía vender chicharrón en el barrio de San Juan de Dios hace ya varios años.

En cualquier otra parte del país, una Guacamaya es un ave de llamativo plumaje rojo y alas con vibrantes tonos de amarillo, azul y verde. Pero para los leoneses, es un trozo de chicharrón de puerco dentro de un bolillo, bañado en una deliciosa y muy picante salsa pico de gallo con un toque de limón.

También se le puede agregar aguacate, cueritos, taquitos dorados, o para los que se sienten suficientemente valientes (o crudos) con una salsa de chile de árbol basta.

Para preparar es indispensable que el bolillo esté crujiente, firme, bien cocido, tostado por su exterior, se abre de un lado y se le retira el migajón, enseguida se va rellenando con chicharrón quebrado, se le puede agregar unas rebanadas de aguacate, y entonces va la salsa para humedecer el duro y si la quieres picosita, le agregas chile de árbol. Acompañas con cueritos encurtidos (opcional), y por último unas gotas de limón, sal y unas pinches chelas bien frías para abrir garganta.

Por las calles de León, Guanajuato es común ver puestos o locales de todos tipos que son acondicionados con una vitrina donde se guardan las hojas de duro de chicharrón y los bolillos, así como un bote con salsa. Otros vendedores llevan triciclos o carritos con todo en una caja de cartón colgada al cuello u hombro o en una canasta que suben a unas patas de madera que se abren como una tijera.

guacadoch

La Guacamaya es una de las botanas más deliciosas, pues no es considerada un platillo como tal, pero sí una forma de aminorar el hambre por un rato, o como el pretexto perfecto para acompañar una fresca cebadina.

DEJA UNA RESPUESTA

Déjanos un comentario!
Por favor ingresa tu nombre aquí